¿Islam radicalizado o creencias comunes?